En la película Bicicleta, cullera, poma…, impulsada y producida por el presidente Maragall, la prueba de cálculo que se hace a los enfermos es que tomen la cifra 100 y vayan restando 7: 93, 86, 79, 72, 65… A la salida, comentábamos sobre la dificultad de esta operación en la época de las calculadoras. Ahora circula en la red un chascarrillo que, desgraciadamente, no ha de dejarnos indiferentes. Aunque cualquier simplificación es inhábil para reflejar la realidad, y la realidad es que hoy el acceso a la enseñanza es universal, conviene reflexionar sobre los efectos perversos de la minusvaloración de la memoria y del cálculo, como elementos de una enseñanza buena. Aquí reproduzco, salvo el último párrafo, que se alejaba del mensaje principal, la “cosa”:

 

 

¿Problemas con las matemáticas?


La semana pasada compré un producto que costó  158 €. Le di a la cajera 200 € y busqué en el bolsillo 8 € para evitar recibir más monedas.La cajera tomó el dinero y se quedó mirando la máquina registradora, aparentemente sin saber qué hacer.
Intenté explicarle que ella tenía que darme un billete de 50 € de vuelta, pero  no se convenció y llamó al gerente para que la ayudara. Tenía lágrimas en sus ojos mientras que el gerente intentaba explicarle lo que ella, aparentemente, continuaba sin entender. ¿Por qué os estoy contando esto? Porque me di cuenta de la evolución de la enseñanza en las matemáticas desde 1950, que fue así:


1)      Enseñanza de matemáticas en 1950:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es igual a 4/5 del precio de la venta. ¿Cuál es la ganancia?


2)      Enseñanza de matemáticas en 1970:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es igual al 80% del precio de la venta. ¿Cuál es la ganancia?


3)      Enseñanza de matemáticas en 1980:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es de 80 €.  ¿Cuál es la ganancia?


4)      Enseñanza de matemáticas modernas en 1985:

Un leñador cambia un carro “P” de leña por un conjunto “M” de monedas.
El cardinal del conjunto “M” es igual a 100 €. y cada elemento vale 1 €.
Dibuja 100 puntos gordos que representen los elementos del conjunto M.  El conjunto “F” de los gastos de producción comprende 80 puntos gordos del conjunto M.
Representa el conjunto F como subconjunto del conjunto M, estudia cuál será su unión y su intersección, y da respuesta a la cuestión siguiente:
¿Cuál es el cardinal del conjunto “B” de los beneficios?
Dibuje B con color rojo.


5)      Enseñanza L O G S E :

Un leñador vende un carro de leña por un importe de 100 €. Los gastos de producción se elevan a 80 €, y el beneficio es de 20 €.
Actividad: subraya la palabra “leña” y discute sobre ella con tu compañero.


6)      Enseñanza de matemáticas en 1990:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es de 80 €. Escoja la respuesta correcta, que indica la ganancia:
(20 €)           (40 €)                (60 €)                  (80 €)               (100 €).


7)      Enseñanza de matemáticas en 2000:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es de 80 €. La ganancia es de 20€ ¿Es correcto?
(Si)                 (No).


8)      Enseñanza de matemáticas en 2008:

Un cortador de leña vende un carro de leña por 100 €. El costo de producción de ese carro de leña es de 80 €. Si Ud. sabe leer coloque una X en los 20 € que representan la ganancia.
(20 €)           (40 €)                 (60 €)                  (80 €)                (100 €).


9)      Enseñanza de matemática curso 2009/10:

No se preocupen si no saben responder el ejercicio anterior, llevarán a los profesores a la Oficina de Supervisión del Ministerio de Educación y les exigirán, a los profesores, repetir la prueba en vista de que la pregunta es de alta dificultad.
Además, también pueden valerse, como elemento de apoyo, de chuletas, libro o de cualquier método o sistema para copiar en el examen sin que por ello sea expulsado de dicho examen ni suspendido, ya que, según la Universidad de ……….,  están en su derecho.


[…].