No hay una causa verdadera por la que luchar, si no es una causa universal.